Pharrell Williams y cómo conquistó el mundo del pop con ‘Happy’

BN-EU764_Pharre_G_20141001172003

  • Pharrell Williams
  • A medida que el atarceder comienza a teñir de rosados y anaranjados un cálido día de verano, Pharrell Williams llega a un estudio en el Valle de San Fernando, en Los Ángeles, cuya atmósfera resulta completamente coherente con la calma mística de un hombre que parece haber estado flotando en una flor de loto durante sus últimas apariciones públicas. En un patio detrás de un par de puertas de madera altas rodeadas de hiedra, el agua murmura en una fuente cubierta de musgo y las flores de jacaranda brotan de las baldosas. Dentro del estudio, detrás de una placa que certifica el estatus multiplatino del disco Good Girl Gone Bad de Rihanna, un Buda de cerámica preside a una pareja de técnicos de sonido que miran un partido de fútbol americano mientras comen M&M. Uno de ellos aprieta entre sus rodillas un cojín bordado con la frase “You Have Free Will” [Tienes libre albedrío]. Al final del pasillo, perfectamente ensimismado, Snoop Dogg juguetea con los ritmos de una nueva canción.

    Pharrell llega tarde. Un equipo de NBA 2K, el inmensamente popular videojuego de basquet, ya está listo en un set recién construido, donde el avatar de Pharrell será generado por 68 cámaras que apuntarán de forma simultánea a su cabeza. Como si estuviera preparándose para una resonancia magnética, le piden que se quite todos los objetos de metal que lleva consigo, incluyendo varios collares de Chanel cuyas joyas él ha reemplazado con largas cuentas de perlas y jade, así como un par de fundas de oro para los dientes que le encargó a un joyero de Brooklyn llamado Gabby. (Todos los miembros del séquito de Pharrell usan esas planchas discretas en ambos lados de sus bocas.”Nos hace sentir como una tribu”, explica su esposa, Helen Lasichanh, que además luce una chaqueta de camuflaje, shorts decorados con pequeños patos amarillos, del diseñador Mark McNairy, y medias extra grandes en tejido de pata de gallo.)

     

    ver mas:  The Wall Street Journal

    Responder

    Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

    Google+ photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

    Conectando a %s

    A %d blogueros les gusta esto: